Contacto

Florida 1065 C1005
C.A.B.A. Argentina

Disponibles
Lunes a Viernes. 9/18 hs
Compartir

Mientras las relaciones exteriores argentinas miraban hacia Cuba y Venezuela, hace un mes, en EE.UU., los embajadores de Brasil y Uruguay anunciaron un protocolo sobre zonas francas y comercio de la yerba mate ante la Aladi. Todos los bienes producidos en zona franca acceden a ambos países con arancel cero.

Desde hace un tiempo Brasil venía presionando al resto de los países del Mercosur, y sobre todo a la Argentina, para que se eleve el umbral permitido de cadmio y plomo que de forma natural posee la yerba mate.

“Específicamente, Brasil planteó al Subgrupo de Trabajo N 3 del Mercosur, modificar la Resolución 11/12″, explicaron desde el Instituto Nacional de la Yerba Mate (INYM).

Para algunos, un planteo simplemente técnico pero la realidad es que los niveles de cadmio y plomo son una medida paraarancelaria que, en los hechos, le pone cierto límite a la expansión de Brasil en sus exportaciones de yerba mate.

Jugada brillante de la diplomacia uruguaya y brasileña. Con este acuerdo, exoneran de aranceles las exportaciones de zonas francas y facilitan el comercio de yerba mate entre las naciones.

Durante años la Argentina estuvo utilizando los controles de cadmio y plomo de la yerba importada de Brasil y Paraguay justamente para frenar el ingreso del producto y de esa manera proteger a la industria local.

Pero como desde la Argentina no se mostraron señales de tratar el tema o ni siquiera conversarlo por fuera de los circuitos informales de la diplomacia, los equipos de trabajo de las cancillerías de Uruguay y Brasil, a espaldas de la distraída Cancillería Argentina, firmaron el 20 de junio pasado dos protocolos adicionales al acuerdo rubricado por sus cancilleres durante la IX Cumbre de las Américas que se realizó en los Estados Unidos.

En este último documento que exoneran de aranceles las exportaciones de zonas francas y facilitan el comercio de yerba mate entre las dos naciones.

La firma, que tuvo lugar en la sede de la Asociación Latinoamericana de Integración (Aladi), en Montevideo, contó con la presencia del canciller uruguayo, Francisco Bustillo, quien aseguró a la prensa que estos nuevos protocolos facilitan el intercambio comercial entre los países vecinos.

“Como la Aladi es previa al Mercosur, hay ciertas reglas en temas sanitarios que los países pueden acordar por afuera del bloque regional. El Mercosur fundamentalmente es un acuerdo de aranceles comunes y es más difusa su capacidad que tiene de regular cuestiones sanitarias”, explicó al diario La Nación Marcelo Elizondo, extitular de la Fundación Exportar y experto en temas de integración.

El acuerdo en la Aladi entre uruguayos y brasileños deja a la industria yerbatera argentina y paraguaya en una situación de desigualdad frente a los demás integrantes del bloque Mercosur.

“El acuerdo tiene tres elementos fundamentales: el mayor acceso a mercado, por la posibilidad de que todos los bienes producidos en zona franca accedan a Brasil con arancel cero; el atractivo que significa eso para los inversores extranjeros que quieran venir a instalarse en Uruguay; y la generación de empleo de alta calidad”, resaltó el Canciller Bustillo.

En la misma línea se expresó el secretario general de la Aladi, Sergio Abreu, quien manifestó que los protocolos adicionales, firmados por los embajadores de Brasil y Uruguay ante la Asociación, Antonio José Ferreira Simoes y Ana Inés Rocanova, respectivamente, contribuyen a crear “una dinámica de inversión” más transparente.

“Esto es un aporte a la transparencia, a un mejor comercio y, obviamente, a una expectativa particular para inversores y pequeñas y medianas empresas que pueden tomar ventaja de estos temas”, sentenció, y añadió que es un paso positivo también para que más compañías entren al Mercado Común del Sur (Mercosur).

“Hay una dinámica de comercio que necesitamos incrementar en forma profunda dentro de la región, porque somos una región que está comerciando apenas el 11 % de su comercio frente al 50 o 60 % en que están Europa y Asia”, remarcó Abreu.

Por otro lado, consultado sobre la relación entre su país y los demás socios del Mercosur, Argentina, Brasil y Paraguay, tras las reacciones que provocó el anuncio de un posible Tratado de Libre Comercio entre Uruguay y China, Bustillo apuntó que sigue siendo “muy buena” y este avance con Brasil es muestra de ello.

“Tenemos diferencias en algunos temas, sí, pero seguimos trabajando muy bien y llegando a acuerdos tan importantes como puede ser un acuerdo de libre comercio con cualquier país”, indicó en alusión a los protocolos con Brasil, que incluyen un nuevo criterio técnico sanitario para evitar barreras no arancelarias al ingreso de la yerba desde Brasil.

Sobre los avances del demorado acuerdo entre el Mercosur y la Unión Europea (UE), en tanto, Bustillo opinó que el bloque suramericano “está en condiciones de firmar hoy mismo” y dijo que “ojalá” los titulares que anuncian que la UE está “urgida” por destrabarlo sean ciertos.

“Si es cierto que realmente hay inquietud de parte de la UE para nosotros es bienvenido”, concluyó el uruguayo, quien recordó que Europa prometió culminar las negociaciones tras la adenda que se propuso para incorporar cláusulas ambientales al tratado.


Compartir

editor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

18 − dos =