Contacto

Florida 1065 C1005
C.A.B.A. Argentina

Disponibles
Lunes a Viernes. 9/18 hs
Compartir

Las redes sociales de los asistentes al Mundial de Rugby de Francia se llenaron de imágenes y quejas. La razón no fue otra que las dificultades para poder tomar una pinta de cerveza. Organizadores y sponsors preocupados. ¿La razón? Un invitado inesperado: el calor.

Más allá de los resultados sorpresivos de la primera fecha de la Copa del Mundo de Rugby que se realiza en Francia, lo más llamativo que compartió el público asistente a la cita mundialista no fueron imágenes con celebraciones, jugadas o desesperación por el juego sino más bien imágenes y quejas de los aficionados por el simple hecho de no poder hacerse de una fresca y reconfortante pinta de cerveza.

El ex jugador sudafricano de los Springboks fue uno de los primeros en hacer notar el descontento general.

Las largas colas en los bares y la cantidad de cerveza disponible han sido criticadas por todos los aficionados que llegaron de todas partes del mundo a alguna ciudad de Francia para poder disfrutar de uno de los eventos deportivos más esperados por los fanáticos del rugby, la Copa del Mundo que este año le tocó organizar a los cultores del “rugby champagne”.

¿No hay cerveza? ¿No alcanza la cerveza? ¿Récord de público? ¿Asistencias inesperadas? ¿Problemas con los sponsors? ¿La Ley no permite beber bebidas alcohólicas?

Nada de eso. Simplemente la fuerte presencia de un ¿inesperado? invitado que en pleno verano francés parece querer hacerse notar más que nunca antes.

Nos referimos al sol, claro, al calor que genera ese sol intenso que no permite que los equipos de refrigeración no produzcan la cantidad de frigorías suficientes para enfriar una bebida que, de no estar bien fría, casi helada, no solo pierde parte de su gracias sino también su atractivo y su calidad para apagar la sed en un típico día de verano francés.

En Marsella, donde jugaron Inglaterra y Los Pumas de Argentina, hubo especial preocupación por el “Stade Velodrome” de Marsella, donde los hinchas ingleses y argentinos -en realidad de todas partes del mundo- afirmaron en sus redes sociales que se habían quedado sin cerveza y que, entre el calor, las colas y el malhumor por no poder refrescarse hacía que todo pareciera más difícil para poder ingresar, salir, moverse o festejar dentro y fuera del estadio.

Según los medios locales como L’Equipe, anteriormente, en Marsella, durante un partido del torneo “Top 14” se vendieron 50.000 pintas. En cambio, el domingo pasado se vendieron 80.000 pintas. La gente consumía aún más”, explicó Julien Collette , director general del Comité Organizador de la Copa Mundial de Rugby 2023.

Otro asistente a un partido contó en Twitter en su cuenta de X.com, “Estuve 45 minutos tomando unas cervezas antes del partido. En una barra, una sola canilla y encima de todo servido en pintas y… de una en una. Quedarse sin cerveza es como quedarse sin combustible. Más tarde, otros 45 minutos antes del descanso y tuve que rendirme; casi me perdí 20 minutos de tiempo de jueg”. Realmente, con el calor del verano francés, fatal el tema.

Hubo otro que dijo que “¡Nunca había tenido tanta sed durante un partido de rugby! Desde el momento en que llegamos hasta el momento en que nos fuimos, ¡NO pudimos comprar una sola pinta! ¡El servicio fue tan lento…! Al final nos dimos por vencidos y estuvimos esperando en las colas hasta salir, ¡y entonces nos complicamos!”.

Tras lo ocurrido, el organismo rector del deporte, World Rugby, emitió un comunicado junto a los organizadores franceses, pidiendo disculpas y adelantando que investigarían la situación y por qué las colas eran tan grandes.

También se realizarían cambios en los protocolos del día del partido, anunciaron los organizadores, asegurando el apoyo en el transporte público y abriendo el estadio tres horas antes del inicio para aliviar la presión.

Un escocés de la Highlands pareció un poco más que molesto.

La noticia llega mientras el estadio del partido de Irlanda contra Rumanía en el Stade de Bordeaux, donde los hinchas también encontraron colas de hasta 40 minutos para comer y tomarse una cerveza, y peor aún, y se quejaron por las dificultades para tomar un poco de agua en medio de un agotador día con más de 36 grados de calor.

Un fan, Nicky Cooke, dijo al Irish Times que “Hicimos cola en el catering de adentro pero.. no les quedaba agua. Eso fue antes del inicio. No lo podíamos creer. Anoche incluso, en la fanzone de Burdeos, la organización repartía agua”.

Otro aficionado dijo al mismo diario irlandés que “se quedaron sin agua antes del inicio. Una botella de coca-cola costaba € 5. Tenían muchos puestos de cerveza, así que no sé por qué era imposible conseguir agua” explicó sorprendido por la desorganización que no solo afecta a la World Rugby y a la Federación Francesa de Rugby, sino también a los sponsor.

“En septiembre nos enfrentamos al fenómeno de una intensa ola de calor. Habíamos previsto volúmenes suficientes para superar los récords observados en otros Mundiales. Pero allí fue mucho más allá”, afirmó el sorprendido dirigente del ente organizador.

Finalmente, luego de una “exhaustiva investigación” el francés terminó de reconocer la falta de previsión explicando que “en cuanto a la cerveza, no nos faltaron existencias. Pero con el calor, los barriles tenían problemas para refrigerarse, lo que finalmente terminó generando largas colas. Normalmente las temperaturas deberían bajar en los próximos días”, añadió también sobre esta polémica.

Hoy comienza la segunda fecha, los Gallos de Francia se enfrentan a los Teros de Uruguay. Según las estadísticas los franceses no deberían tener mayores problemas para ganar pero, todo puede suceder, el inesperado sol y el calor del verano, ya les ganó, y al parecer, por goleada.

Esto no impidió que los organizadores de la Coupe pidieran disculpas a los aficionados con sed, víctimas de este mal funcionamiento en los puestos de refrescos. “Lo sentimos mucho por ellos ”, insistió Collette. 

“Entendemos a los aficionados y estamos trabajando para corregir esto”. Sobre todo porque el calor todavía no ha dicho su última palabra, ya que volverá con picos de 30°C o más previstos para finales de esta semana y la otra. 

¿Quiénes son los 36 patrocinadores de la Copa Mundial de Rugby Francia 2023?

Evento emblemático del rugby, la Copa del Mundo de Rugby organizada por la federación internacional World Rugby acoge a 20 equipos para un total de 48 partidos disputados en 51 días de competición. Un drama mediático que beneficiará a los numerosos patrocinadores de la Copa del Mundo de Rugby.

Para este evento, World Rugby y el Comité Organizador de Francia 2023 ofrecieron 4 categorías de asociación : Socio Mayor, Patrocinador Oficial, Proveedor Oficial y Patrocinadores Oficiales.

Los socios principales incluyen Société Générale, Mastercard, Asahi, Capgemini, Land Rover Defender y Emirates.

Los patrocinadores oficiales incluyen GL Events, GMF, Loxam, Orange, Proman, SNCF, TotalEnergies y Vivendi.

En el rango de Proveedor Oficial encontramos a Andros, BKT, Canon, Eden Park, EF, Geodis, Gilbert, HP, Invivo, LipovitanD, Macron, Meta, Mitsubishi Electric y Tudor.

Finalmente, los Supporters Oficiales son TODOS, Aramis Rugby, Casino, France Pare-Brise, Koesio, PPA School, Sage y Volvic.


Compartir

editor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

16 − trece =