Contacto

Florida 1065 C1005
C.A.B.A. Argentina

Disponibles
Lunes a Viernes. 9/18 hs
Compartir

En plena búsqueda de retomar la senda del crecimiento sostenido y más allá de las marcas que heredó entre tanta compra de conglomerados cerveceros, este último lanzamiento bajo la marca Stella Artois muestra que AB InBev piensa en cervezas sin alcohol a la hora de innovar.

Elegir a Stella Artois como la próxima marca para un cambio de imagen sin alcohol tiene sentido, ya que AB InBev ha trabajado en diversas regiones del mundo para posicionar a Stella Artois como una oferta premium. La premiumización ha impulsado el crecimiento del mercado en el sector de las bebidas durante la pandemia, ya que los consumidores han aumentado su consumo en casa.

Claor, Stella Artois también es una cerveza con un crecimiento de ventas positivo en la cartera de AB InBev, que registró un crecimiento de ingresos globales del 6,5% en 2019.

Juan Giovaneli, director de la marca en Argentina, explica la clave del éxito cuando en julio pasado aseguró que “esta nueva variedad es una invitación a acompañar cada almuerzo de manera distinta y se alinea a una tendencia creciente que tiene que ver con el consumo de cervezas sin alcohol. Siempre estamos atentos a las necesidades de nuestros consumidores y creemos que esta propuesta nos acerca a ellos para ofrecerles una variedad más en nuestro portafolio, para incorporar a sus rutinas diarias”.

Los consumidores que compran Stella Artois también son aquellos a quienes AB InBev está interesado en apuntar, ya que el 42% de los que beben la cerveza tienen menos de 50 años, según Statista . El mismo grupo demográfico que consume Stella Artois es también el que impulsa la tendencia hacia las bebidas no alcohólicas. En 2019, el 66% de los millennials dijeron que están haciendo esfuerzos para reducir su consumo de alcohol, según datos de Nielsen.

Aunque estos consumidores están reduciendo su consumo, dudan en renunciar al sabor y la experiencia de la cerveza, especialmente porque un gran segmento de ellos son parciales al sabor del lúpulo y la espuma, pero también intentan equilibrar la salud y el bienestar.

Se espera que el ritmo de crecimiento de la cerveza sin alcohol se triplique a entre 1,5% y 2% para 2024, según datos de Beverage Marketing Corporation . Este impulso ha llevado a los fabricantes de Big Beer a tomar nota de la categoría como una forma de revitalizar las ventas. El año pasado, el vicepresidente de AB InBev, Adam Warrington, dijo que la compañía planea que el 20% de sus volúmenes globales de cerveza provengan de cervezas sin y con bajo contenido de alcohol para 2025. Desde entonces, la mega corporación de bebidas ha lanzado dos líneas de cerveza sin alcohol bajo dos de sus marcas insignia: Budweiser y Busch.

Durante años, la cerveza sin alcohol fue perseguida por el estigma de que su sabor era insatisfactorio. Sin embargo, esto ha cambiado en los últimos años y ahora estas cervezas tienen perfiles de sabor similares a las recetas originales, algo que señaló Stella Artois en su nota de prensa. A Global Market Insights encontró que más del 25% de los europeos prefieren el sabor de la cerveza sin alcohol sobre la versión convencional. Alterar la percepción del sabor de la cerveza sin alcohol no ha sido una tarea fácil para los fabricantes. Para lanzar Budweiser Zero de Anheuser-Busch , la compañía dijo que tomó un equipo de cerveceros de todo el mundo más de dos años.

A medida que Stella Artois lanza su bebida sin alcohol, tendrá una competencia significativa, desde Athletic Brewing hasta Heineken 0.0, ya que trabaja para capturar las papilas gustativas y la lealtad de los consumidores en un espacio cada vez más grande y, por supuesto, más y más competitivo.


Compartir

administrator

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

dieciocho + 13 =