Contacto

Florida 1065 C1005
C.A.B.A. Argentina

Disponibles
Lunes a Viernes. 9/18 hs
Compartir

Las alternativas a los lácteos han pasado de estar de moda a estar en llamas en 2020, y los analistas opinan qué mantendrá el segmento en auge en los próximos años.

Hace un año, los productos lácteos de origen vegetal eran una tendencia candente que mostraba un crecimiento sólido y promisoria para el futuro.

Ahora, en medio de una pandemia, una nueva innovación y un nuevo competidor extremadamente popular en el mercado, los productos lácteos de origen vegetal están verdaderamente en llamas. Desde que comenzó el confinamiento a mediados de marzo, las ventas se han disparado, alcanzando un crecimiento de ventas del 75,3% la semana del 15 de marzo y un crecimiento total del 58% la semana del 22 de marzo, según las estadísticas de SPINS sobre el mercado de los Estados Unidos. Claro, sobre américa del sur no hay datos al respecto pero el crecimiento de las ventas también resultó importante aunque no tanto como en los EE.UU.

En América Latina también son una fuerte tendencia. Hay cada vez más propuestas.
El precio es alto. Entre 3 y cuatro veces el valor de la leche de vaca.

Las ventas se han modulado un poco, pero la tasa de crecimiento se ha mantenido bastante alta en todo el segmento, según muestran las estadísticas de SPINS. En la primera semana de octubre, la tasa de crecimiento se había desacelerado hasta un todavía elevado 17,2%.

Y las alternativas a los lácteos se están generalizando en todo el mundo. Según Mintel, cuatro de cada 10 adultos en los EE.UU. viven en un hogar donde alguien los usa regularmente.

Las razones del éxito de la pandemia de lácteos a base de plantas son variadas, pero los analistas dicen que esta tendencia no desaparecerá en el corto plazo.

“Creo que la trayectoria a largo plazo de las plantas no es una moda pasajera. Es mucho más una especie de cambio en la dieta”, dijo Jeff Crumpton, gerente de informes minoristas de SPINS. “Y creo que se alinea con muchas de las tribus dietéticas que vemos, ya sea una dieta basada en plantas o una dieta vegana”.

Crumpton dijo que es muy probable que la leche de origen vegetal eventualmente constituya la mayor parte de la categoría de lácteos, pero no podía adivinar cuánto tardaría en llegar allí. En 2019, según las estadísticas de la Plant Based Foods Association, las alternativas a base de plantas representaron el 14% de todo el mercado de la leche. Había crecido a un ritmo del 5% en el año, en comparación con el crecimiento esencialmente plano de la leche de vaca.

A finales de este año, los analistas verán cuánto ha cambiado eso, pero es evidente que la tasa de crecimiento y el tamaño del mercado ya se ven muy diferentes para los productos lácteos de origen vegetal. Estas son algunas de las razones por las que los analistas dicen que el crecimiento continuará.

Una luz para Salud general

Si bien no existe una cura segura para el COVID-19, millones de consumidores se han estado tomando el control de su salud. Buscan comer ingredientes que aumenten su inmunidad y apoyen la salud en general. Y muchos consumidores ven los alimentos de origen vegetal como un claro ganador nutricional. 

“Cae dentro de esta idea de la comida como medicina”, dijo Crumpton. “Desde un punto de vista demográfico, creo que hay un segmento que ellos lo entienden, lo han probado y ven esto como una solución potencial”.

Karen Formanski, analista de salud y nutrición de Mintel, escribió en un correo electrónico que el 39% de los consumidores usan leches de origen vegetal porque creen que son más saludables que la leche de vaca.  

Si bien la leche convencional tiene muchos aspectos nutricionales positivos, que incluyen ser rica en calcio y potasio y fortificada con vitamina D, los consumidores a menudo asocian los productos a base de plantas con ser mejores para ellos. En la Encuesta anual de alimentos y salud de IFIC publicada en junio, el 43% dijo que un producto con una descripción de “a base de plantas”  probablemente sería el más saludable  de varias opciones.

Las investigaciones han descubierto que la leche de origen vegetal no siempre es la bebida más saludable , aunque los fabricantes están trabajando ahora para agregar ingredientes funcionales y más proteínas a la mezcla,  escribió Formanski. Califia Farms lanzó una línea Protein Oat este año que agrega proteína de guisante y semillas de girasol para hacer un producto que es comparable al valor proteico de la leche de vaca, dijo Formanski. 

Incluso sin agregar ingredientes funcionales, las nuevas variedades de leches vegetales también están reforzando el halo de salud del segmento. La avena se comercializa comúnmente como saludable para el corazón , escribió Formanski, por lo que los consumidores pueden establecer automáticamente la conexión con que la leche de avena también es buena para el corazón, incluso sin ninguna afirmación específica en el paquete.

Los consumidores que consumen leche de origen vegetal tienden a querer esos valores nutricionales más altos. Según Mintel, el 38% de los que viven en hogares que consumen leche de origen vegetal buscan declaraciones de alto contenido de proteínas. Casi la mitad de los adultos quieren ver opciones de leche de origen vegetal con más proteínas.

La oferta crea más demanda

Cuando los consumidores corrieron por primera vez a la tienda de comestibles en marzo para almacenar alimentos y productos durante un tiempo indeterminado en casa, buscaron artículos que pudieran durar mucho tiempo en los estantes.

La compañía láctea argentina más grande hizo su presentación en medio de la pandemia. Los números son buenos, la aceptación de los productos mucho mejor.

Se retiraron los alimentos enlatados, la pasta seca y los alimentos básicos del congelador, al igual que las leches vegetales no perecederas. Si bien algunos productos lácteos de origen vegetal se encuentran en la sección refrigerada de la tienda, hay más disponibles en la tienda central. Y, lo que es más importante, muchas más leches de origen vegetal son estables en almacenamiento que sus homólogas lácteas.

Incluso si estos consumidores no hubieran probado antes la leche de origen vegetal, dijo Crumpton, se inclinaban fácilmente a hacerlo mientras preparaban sus despensas.

“Entienden que se basan en plantas. Ya lo han escuchado lo suficiente”, dijo Crumpton. “Están en casa, y por eso están cocinando más. Creo que las personas se vuelven un poco más aventureras cuando no pueden salir tanto. Y por eso usan la comida como una forma de conectarse con sus familia. No van a los restaurantes con tanta frecuencia como lo harían antes de una pandemia. Todas esas cosas ayudan al crecimiento de primera línea que estamos viendo para las leches de origen vegetal y las alternativas lácteas “.

En un informe de junio sobre el impacto de la pandemia en las alternativas lácteas de origen vegetal, Mintel descubrió que las bebidas alternativas ayudaron a los consumidores a aportar variedad a sus comidas en casa. Esto también les ayuda a familiarizarse con las diferentes opciones basadas en plantas del mercado actual. Después de la pandemia, concluyó la empresa en el informe, es probable que los consumidores mantengan las mismas leches vegetales en sus refrigeradores y despensas por los beneficios para la salud y continúen con las rutinas que han comenzado.

Las leches vegetales no son necesariamente sustitutos generales de la leche de vaca, dijo Crumpton. Las diferentes leches tienen diferentes perfiles de sabor, sensación en boca y texturas según la cosecha de la que están hechas y el fabricante. 

“Puede ser que use leche de almendras para cocinar de esta manera, pero voy a usar leche de avena con mi café de la mañana”, dijo.

El crecimiento meteórico de la leche de avena

Si bien la leche de origen vegetal ha tenido un gran crecimiento en ventas durante la pandemia, la leche de avena ha sido una superestrella.

Según las estadísticas de SPINS, la bebida a base de granos, que solo se ha consumido ampliamente en los Estados Unidos durante unos años, es ahora la segunda leche de origen vegetal más popular . El único producto lácteo de origen vegetal que se vende más es la leche de almendras, que ha estado en la cima del segmento desde 2013.

Las estadísticas de crecimiento de la leche de avena desafían las tendencias convencionales. Las ventas de leche de avena representaron un total de 213,35 millones de dólares en las 52 semanas anteriores al 6 de septiembre, un aumento del 350,8% respecto al año anterior para las variedades refrigeradas y del 106,4% para los productos estables, según las estadísticas de SPINS informadas por Food Navigator. Entre mediados de marzo y principios de octubre, las ventas en dólares de la bebida aumentaron un 212% , según Nielsen.  

Crumpton dijo que gran parte del meteórico aumento de la leche de avena se puede atribuir a su perfil de sabor, que es más rico que muchas de las otras leches vegetales que hay en el mercado. La función también es importante. Oatly, un jugador en el espacio desde la década de 1990, ingresó por primera vez al mercado estadounidense a través de cafeterías de lujo, siendo una opción no láctea para varias bebidas preciadas. Formanski dijo que el canal de las cafeterías sigue siendo importante para las marcas de leche de avena.

Pero, dijo, no es el único.

“Los consumidores manifiestan interés en probar la leche de avena no solo como bebida adicional, sino también como bebida independiente, con cereal y como ingrediente para cocinar / hornear”, escribió Formanski.

Los consumidores con mentalidad ecológica también consideran la leche de avena como una de las opciones de leche de origen vegetal más sostenibles  . La avena es un cultivo rotatorio beneficioso , utiliza poca agua, tiende a hacer que los campos sean menos habitables para las malezas y proporciona control de la erosión, según la Asociación de Molineros de América del Norte.

Las almendras, por otro lado, son un cultivo intensivo en agua. Según Mintel, uno de cada cinco adultos piensa que la producción de leche de almendras es mala para el medio ambiente. Formanski escribió que este porcentaje es aún mayor para los consumidores de entre 18 y 44 años.

Aunque a los consumidores les encanta la leche de almendras, Crumpton dijo que los problemas de sostenibilidad pueden obligarlos a reconsiderar sus elecciones. 

“¿Qué sucede cuando el cambio climático comienza a afectar el suministro de almendras en California?” Preguntó Crumpton. “Hay marcas que siempre están haciendo algo para entender cómo se siente la sustentabilidad, porque, nuevamente, eso es realmente fundamental para lo que un consumidor de [productos] naturales está buscando”.  

La preocupación por la sostenibilidad solo se hace más fuerte durante la pandemia y es probable que continúe siendo uno de los factores que impulsa las compras futuras de los consumidores. Casi la mitad de los consumidores dijeron esta primavera que la pandemia los ha vuelto más preocupados por el medio ambiente , con un 11% cambiando sus compras a opciones más sostenibles en los 12 meses anteriores, según un estudio de Kearney.

Siempre algo nuevo

Si bien la leche de avena es lo más nuevo en los productos lácteos de origen vegetal, hay más por venir.

El mes pasado, el gigante de las hamburguesas a base de plantas Impossible Foods mostró un prototipo de su Impossible Milk en una conferencia de prensa virtual. Como Impossible todavía está en modo de I + D, la compañía no dijo de qué proteínas vegetales estaba hecha la bebida, pero se mostró su textura cremosa, su capacidad para hacer espuma y su desempeño suave en una taza de café caliente.

“Impossible Foods hizo un muy buen trabajo al comunicar “la carne” a base de plantas al segmento más amplio de la población”, dijo Crumpton y agregó que “no me sorprende que estén trabajando con leche, y el hecho de que estén trabajando en un producto que se comporte, tenga sabor, se sienta y huela muy similar a una leche de vaca significa que van por la mismos tipos de clientes”.

Impossible no es el único jugador que está listo para revolucionar los productos lácteos de origen vegetal. NotCo, la potencia sudamericana basada en plantas, que recientemente recaudó 85 millones de dólares para expandirse  a los Estados Unidos, comenzó a vender NotMilk  en Whole Foods Markets en todo el país a principios de este mes. NotCo utiliza algoritmos sofisticados para determinar la composición de proteínas para hacer sustitutos a base de plantas que son como los reales. NotMilk contiene proteína de guisante, así como fibra de raíz de achicoria, concentrado de jugo de piña y concentrado de jugo de col.

Todavía hay otros frutos secos y cereales que se están transformando en nuevas alternativas a la leche de origen vegetal. Se comercializan leches de pistacho, nuez, cáñamo y anacardo, así como nuevas combinaciones de frutos secos, cereales y proteínas. También se están agregando diferentes sabores a las leches vegetales, proporcionando una verdadera diversidad a lo que beben los consumidores. Crumpton dijo que no importa cuán innovadores o cuán cercanos sean los productos lácteos nuevos como el de Impossible Foods, no restará valor a la participación de mercado ni a la creatividad de algunas de las otras opciones que se lanzarán. Los consumidores parecen estar entusiasmados con las nuevas opciones en la leche de origen vegetal y continúan comprando más.

“Creo que le da a una marca que realiza investigación y desarrollo en ese espacio un banco profundo del que sacar provecho, por lo que podría tener una cartera que tenga un poco de todos ellos [sabores e ingredientes]”, dijo Crumpton. “Y los consumidores, todavía obtienen la riqueza de todos los diferentes perfiles de sabor. Vemos que, desde el punto de vista de la innovación, el segmento crece, en lugar de reemplazar otro producto”.


Compartir

administrator

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

nueve + doce =