Contacto

Florida 1065 C1005
C.A.B.A. Argentina

Disponibles
Lunes a Viernes. 9/18 hs
Compartir

Con una inversión inicial de U$S 150 millones, Heineken busca rentabilizar acciones de sostenibilidad a través de su nueva división “Heineken Spin”, enfocada en energía renovable, agricultura regenerativa, reciclaje y alianzas estratégicas con marcas de impacto en ESG.

Heineken anunció el 26 de junio la creación de una nueva unidad de negocio en Brasil, denominada “Heineken Spin”, para rentabilizar acciones de sostenibilidad.

Esta iniciativa cuenta con una inversión inicial combinada de aproximadamente US$ 150 millones y se centra en cuatro pilares fundamentales: energía renovable, agricultura regenerativa, reciclaje de envases y alianzas con marcas de impacto en ESG (Ambiental, Social y Gobernanza).

“Si queremos soportar el crecimiento sostenible, tenemos que hacer un negocio que genere resultado financiero”, afirmó Mauricio Giamelaro, presidente ejecutivo de Heineken en Brasil, a Reuters. La nueva división “es un ecosistema que va más allá de la producción de cerveza”.

“En vez de verticalizar, incluimos a las personas en este ecosistema”, explicó Giamelaro.

La sostenibilidad siempre ha sido una prioridad para Heineken, y esta nueva unidad busca continuar promoviendo el negocio de una manera diferente, colaborando con otras empresas.

Heineken Spin nace con el objetivo de generar resultados positivos desde su primer año, con expectativas de crecimiento de ingresos de doble dígito anual. Cada uno de los cuatro pilares cuenta con socios y empresas ya involucradas.

En el frente de energía renovable, Heineken tiene un acuerdo desde 2021 con Ultragaz y Raízen para promover el uso de energías limpias. El programa “Energia Verde” tiene actualmente cuarenta mil contratos activos y se espera que crezca conforme se facilite la generación distribuida.

La agricultura regenerativa es otro pilar, con la plantación de limones orgánicos en más de 800 hectáreas cerca de la cervecería de Heineken en Itu, São Paulo.

Esta iniciativa protege una área importante para la resiliencia hídrica y se espera que también ayude a capturar carbono. “Vemos que podría ser un modelo escalable para otras regiones”, añadió Giamelaro.

El tercer pilar es la circularidad de materiales y envases, con un enfoque en la ampliación del reciclaje de vidrios. Heineken se asoció con Ambipar para estructurar un sistema que cubra áreas sin recolección de vidrio. Esta acción comenzará en tres estados, con operaciones previstas para finales de año.

Ambipar, en un comunicado, señaló que formará parte de las licitaciones estratégicas para atender otras demandas ambientales de Heineken en Brasil.

El nuevo vicepresidente de Sostenibilidad de Heineken, Mauro Homem.

“Vamos a invertir en zonas sin cobertura para devolver el vidrio a la cadena de valor”, dijo el vicepresidente de Sostenibilidad de Heineken, Mauro Homem.

El cuarto pilar se centra en trabajar con marcas de impacto, buscando innovación y mejor relación con los consumidores. Heineken se asoció con Better Drinks, propietaria de Mamba Waters y Cerveja Praya, que se destacan por su enfoque en ESG. “Ellos traen una conexión más cercana con los consumidores y una perspectiva de innovación”, comentó Homem.

Otra colaboración es con la Central Única das Favelas (Cufa), que busca emprendedores en favelas para integrar innovaciones en el pipeline de Heineken.

Esta unidad de negocio está alineada globalmente, especialmente en la parte de reforestación y administración de créditos de carbono, aunque inicialmente es una plataforma solo en Brasil.

Si Brasil logra cumplir sus objetivos, contribuirá significativamente a los resultados globales de Heineken. La empresa tiene la meta de neutralizar sus emisiones de carbono en toda la cadena de valor para 2040.


Compartir

editor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

seis + nueve =